20.6.09

YARAVÍ

¡Ay, amor!, dulce veneno,
¡ay, tema de mi delirio,
solicitado martirio
y de todos males lleno.

¡Ay, amor! lleno de insultos,
centro de angustias mortales,
donde los bienes son males
y los placeres tumultos.

¡Ay, amor! ladrón casero
de la quietud más estable.
¡Ay, amor, falso y mudablel
¡Ay, que por tu causa muero!

¡Ay, amorl glorioso infierno
y de infernales injurias,
león de celosas furias,
disfrazado de cordero.

¡Ay, amor!, pero ¿qué digo,
que conociendo quién eres,
abandonando placeres,
soy yo quien a ti te sigo?

MARIANO MELGAR

5 comentarios:

Helen Maran dijo...

Se te estaba extrañando amigo ,con tus entradas en poesía , gracias por complacerme, feliz fin de semana para ti y los tuyos ,saludos desde israel.

marianlady dijo...

Pense que habia desaparecido pero la fortuna quiso que por error le encontrara.Gracias por estas lineas tan bellas y volver aqui de nuevo.Un saludo. Marian.

Nelson Diaz dijo...

Hermosos versos ¿como rechazar acaso el amor en nuestras vidas? Bienvenido sea con su carga de riesgos y dolores de cabeza. Éxitos amigo.

Helen Maran dijo...

FELIZ SEMANA DEL AMIGO,HE LLEGADO A TU BELLA CASA, PARA INVITARTE A PASAR POR EL BLOG,HAY MUCHOS PREMIOS QUE QUIERO COMPARTIR CONTIGO,ABRAZOS DE LUZ DESDE ISRAEL.

Balovega dijo...

Hola..espero que estés bien. Hoy paso para desearte unas felices vacaciones, las mías comienzas el 1 y quería darte un besote antes de irme.. Cuídate mucho..nos vemos en septiembre.